Entrevistas,Lomas de Zamora,Notas

Zambayonny: Menos puteadas, nuevo disco y visita a Lomas

13 Nov , 2015  

Existen mil maneras de presentarlo. Podemos decir que es cantante, compositor, escritor y, por si alguno no lo sabe, profesor de ajedrez.

Zambayonny, sus años locos y su visita a Lomas de Zamora.

Por Emilce Galarraga

Nació en 1973 en Capital Federal aunque vivió gran parte de su vida en Bahía Blanca. Confiesa que desde los tres años hace lo quiere y que el 2008 fue su “año más loco”. Hincha de Olimpo y fanático del fútbol. Alguna vez reconoció que componer el tema de su club “fue un honor”.

Zamba, Zambayonny o Diego Perdomo, tal como decidieron nombrarlo hace 42 años, se presta a la charla. Un artista multifacético en plena despedida de su (por ahora) último álbum “Los años locos” que presenta mañana a las 22 en No me olvides (Meeks 490, Lomas de Zamora).

Actualidad. Hablar con Zambayonny es como charlar con un amigo. El dialogo fluye, las risas y bromas también. Se encuentra despidiendo “Los años locos” (2013), un disco con 15 canciones multiinstrumentadas que contó con la producción artística de Supercharango y la novedad de ser comercializado únicamente por Mercado Libre: “Nunca los artistas vivieron de la venta de discos. Lo que hicimos con Mercado Libre fue un intento de hacer algo diferente. Creo que al CD le queda poco tiempo”. Pero eso no es todo. Lo más llamativo es que el disco es apto para todo público.

“Si me volví un extraño que no se pudo salvar, es porque el futuro es un desierto, es porque el cuento que hoy es nudo acaba mal. Es porque la gente se enloquece. Porque el cielo, lo que ofrece, es más allá. Yo quiero hacerte reír, para que dejes de llorar”, canta Perdomo en “Música preciosa”, décimo tema de su último disco.

¿Será que Zambayonny, seudónimo que nació de una broma para amigos, ya no es más ese tipo que graba canciones repletas de malas palabras con la voz distorsionada como en sus comienzos? ¿Qué habrá cambiado en todo este tiempo? ¿Quién es hoy?
“Siempre fui yo, un tipo que hace canciones de toda índole. Siempre estoy haciendo parodias, canciones de humor, canciones de otro estilo, cuentos, todo mezclado. El nombre de Zambayonny es una casualidad, digamos, una mezcla de muchas cosas: hice radio, saqué novelas, todo con el seudónimo pero cosas muy distintas entre sí. Lo loco es que sigo sacando discos diferentes así que ya no sé quién soy”, reconoció.

Auge musical. En el 2006 subió todo el material con el que venía trabajando a la web y logró casi de forma inmediata la atención del público. Desde ahí no paró: “Tu palabra contra la mía” (2007), “Salvando las distancias” (2008), “Búfalo de Agua” (2010) -disco que le valió la nominación a los Premios Gardel por mejor álbum artista canción testimonial y de autor- y el reciente “Los años locos”.

A todo ese material se sumaron dos novelas: “Biografía de un Superhéroe” (2010) y “Leyenda de un Superhéroe” (2012) para concluir con su más reciente “La Suerte del Campeón”. Por si todo esto fuera poco, está trabajando en su próximo disco.

Diego, sos músico, escritor, profesor de ajedrez, paseaste por el mundo de la actuación y alguna vez dijiste que tuviste una vida mucho más callejera que de biblioteca. ¿Cómo nace el arte en tu vida?

“Tiene que ver con una cuestión de vocación casual. En mi familia siempre estuvo presente la literatura y la música. Desde muy chico que escribo y leo. Con el tiempo eso se fue haciendo más una necesidad. Necesitaba encontrar un modo de expresar las cosas. Vos tenés una idea y sentís la necesidad de contarla. A veces lo hacés a través de una canción, a veces a través de un cuento. Esta sensación de estar callando ideas y de estar desarrollándolas y plasmarlas las tengo desde muy chico, así que fue creciendo conmigo. Ha sido una cosa que creció con los años y que si yo no me dedicara a esto quizás estaría atendiendo un kiosco pero seguro en los ratos libres estaría escribiendo canciones y cuentos porque va más allá de cualquier cosa laboral”.

En ese crecimiento tuviste algunas influencias…

“Sí. Lo que pasa que nombrar las influencias es raro porque siempre parece que uno se quisiera emparentar con lo que escucha o lee. Por supuesto que escuché a los referentes de los cantautores en castellano que son los que me gustan a mí: escucho a Serrat y a Silvio desde muy chico, después ya más de grande a Sabina. Son cantantes que escriben y que defienden hasta la última coma. Cantantes a los que les interesa contar algo. Ser bellos en alguna idea. En cuanto a la literatura también, en la adolescencia más o menos todos leemos cosas generales, los clásicos sudamericanos, los argentinos y bueno en mi caso se sumó también la ciencia ficción”.

Después de la nominación a los Premios Gardel llega “Los años locos” ¿Cómo te encontró ese disco tras semejante nominación?

“Es un disco que yo quiero mucho. Primero porque me sirvió para encontrarme con los chicos de Supercharango que son unos músicos bárbaros con los que estoy laburando ahora también para el disco nuevo. Encontré gente maravillosa, tipos que son talentosos y aparte buena gente. Es un disco que tengo asociado a todo eso, a una parte afectiva, de total armonía con ellos: tocando y viajando”.

Este disco puede ser catalogado como ATP. ¿Sentiste la llegada de otro público? ¿Ya no vas a decir más malas palabras?

“(Risas) Sí, la verdad es que mucha gente me pregunta eso. En los shows siempre descubrimos alguna canción chancha pero en el disco no, el disco ya gira para otro lado. Ya “Búfalo de agua”, que es el que fue nominado a los Premios Gardel, vira hacia otro lado. “Los años locos” más todavía, y el que estamos terminando ahora también. Las rimas de las malas palabras, las mejores, ya me las gasté”.

Hay que probar nuevas…

“Sí, que se yo. Siempre hago cosas diferentes. Quizás mañana saco un disco terriblemente oscuro, no sé. Voy viendo y analizando, sobre todo lo que tengo ganas de hacer. Me voy divirtiendo porque si no, te volvés loco. Si te ponés a tratar de estar a la altura o a la expectativa de los pedidos de la gente, no solamente en el arte sino en la vida cotidiana, no se puede”.

No te alcanza el arte…

“No y tampoco me alcanza la facilidad porque te encontrás con cosas contradictorias. Capaz hay gente que te dice ‘no putees más’, ‘ahora humor, canciones de amor’. Pero siempre, desde que tengo tres años que hago lo que quiero. Así que voy haciendo lo que me guía la intuición”.

Sólo cuatro fechas de un show que rodó por todas partes. Este sábado es el turno de Lomas de Zamora. ¿Cómo viene ese show al sur?

“Con mucha expectativa. Siempre que vamos, nos va bien. Es un lindo lugar porque nos queda muy cómodo y porque tiene un lindo escenario y porque la gente está muy cerquita. Se puede comer, se puede tomar algo y a mi ese ambiente me gusta mucho más porque las butacas son muy frías y porque la gente, cuando está parada, te pide otro show, es un quilombo total, así que me gusta mucho este formato. Suena bien siempre. Vamos con mucha alegría. Ya hemos tocado dos o tres veces ahí, así que es un lindísimo cierre en la zona sur”.

Si hablamos de combinar música y literatura no puedo dejar de preguntarte por el dúo con Casciari. Una grata sorpresa…

“A Hernán lo admiro mucho. Es una de las plumas de los últimos años y va a quedar en la historia. Un tipo muy creativo, muy bueno con el cual me llevo bien. Fue una idea de él, de invitarme a esa presentación en la Universidad de La Matanza. Se agotaron las entradas creo que en 12 horas, una locura. Nunca habíamos hecho eso juntos así que nos sorprendimos en el escenario. Ni estaba ensayado. Teníamos la idea de la estructura pero lo demás confiábamos en un ida y vuelta que nunca habíamos probado y funcionó perfecto”.

“La Suerte del Campeón”. Se trata de su último libro. Cuenta con un prólogo de Casciari y lo presentará el 28 de noviembre en la Biblioteca Nacional a las 17 con entrada libre y gratuita. “Es un orgullo muy grande. Es el tercer libro que sacamos con esta editorial que es muy seria (Marea Editorial), que saca libros de toda índole, de periodismo, de historia, de investigación y también ficción y ahí en la ficción entro yo”, dijo.

Y agregó: “Ellos volvieron a confiar en mí, y yo muy contento. La idea de presentarlo en la Biblioteca es un orgullo porque presentar un libro en la biblioteca no es fácil y le da un marco muy bueno a todo así que me tiene con mucha expectativa, muy contento. Falta muy poquito”.

“Vamos a estar cantando una canción inédita también relacionada al fútbol. Va a ser una fiesta”, adelantó.

Sobre el contenido, señaló que “en el libro hay de todo”. “Son cuentos que arranqué escribiendo para el Suplemento Ni a palos del diario Tiempo Argentino. No me faltó nada, hablé de futbolistas, ex futbolistas, dirigentes, barrabravas, ex jugadores, las novias de los jugadores, botineras. Hablé de todo”, precisó.

 

Anunció el fin de la grabación del nuevo disco en los estudios de Supercharango y se despide de “Los años locos” con cuatro fechas, la última en Rosario para la que advirtió: “Vayan enfriando la birra”.

14/11 Centro Cultural No me Olvides (Lomas)
20/11 ND Ateneo (C.A.B.A)
04/12 White Vinyl Bar (Avellaneda)
18/12 Pugliese (Rosario)

, , , ,